jueves, 16 de octubre de 2008

Balance equilibrado.-



Se detuvo, su cuerpo sudaba por todos sus poros. Se recogió el pelo con una de sus manos. Dejó de jadear. Intento tomar aire como para recuperarse. Encima de él, galopando sin control, se creía la diosa del deseo coronando el universo. Delicadamente se retiró para quedarse mirando su glande instantes antes del momento final.

- Si quieres que siga me tienes que pagar.
- Lo que quieras bombón. Soy tuyo.
- Son quinientos euros.

El se levantó y sin regatear buscó entre sus bolsillos, en uno de los cajones de la mesita de noche, con unas cuantas monedas consiguió la suma total. Sin regateos. Sus ojos, su cuerpo y sus gritos dieron por bien pagados aquello.

- Cariño, no sé cuanto cobran las prostitutas, pero si cobran esto... no entiendo como no se forran.
- No sé, nunca antes había pagado.

Llevaban siete años de matrimonio. Buscando siempre entre el deseo y la fantasía que el sexo fuera uno de sus secretos mejor guardado. Siempre escapando del aburrimiento y la monotonía. Aquello les gustó. El comenzó a pagar religiosamente. Si había extras en la cama el precio subía, pero siempre el límite fue el precio de la primera vez.
A los pocos meses el empezó a hacer horas extras en el trabajo. Más tarde pidió un adelanto de las pagas extras, un crédito personal, comenzó a pedir prestado a sus amigos. Lo dejó arruinado. Anduvo pidiendo en los semáforos y a las puertas de las iglesias. Pensó en robar, dar un buen golpe, aunque el miedo se lo impidió.

Aquella noche por su mirada ella estaba ardiendo, más allá de los límites, sus ojos clavados en su entrepierna. El en cambio no sabía cómo decir que le habían despedido. Ella comenzó a mojar su dedo índice en la miel, restos del postre de la cena, saboreando el dulce néctar sin dejar de mirarle fijamente. Abrió sus piernas como si el universo naciera allí mismo.
- Ven pequeño. No te asustes.
Sin mediar palabra se abalanzó a devorar todas sus mentiras, sus desfalcos, su despido, la pérdida de amigos. Cuando ella estaba a punto de gritar como el volcán perdido en la noche de los tiempos. El levantó su rostro y con los ojos un tanto idos dijo.

- Ahora te toca a ti. Si no pagas hoy no hay más sexo.
- Sí cariño, duplicaré tus pagos pero sigue.

A los pocos meses en aquel domicilio, a pesar de la crisis, el balance de cuentas estaba equilibrado

El vecino del 4º


Posdata: miré a los bancos y no encontré nada, miré a los políticos y no sabían qué hacer...siempre supe que la economía doméstica busca las salidas mejores, las mejores recetas...


15 comentarios:

Amaya dijo...

Bueno, vecino, aunque soluciones tus cuentas en casa, deja algo de fantasía y desenfreno para "otros/as", que tambien necesitamos nos pagues en cuentos, besos y versos

Enigmática dijo...

Muy bueno, pero es un precio algo elevado para una sesión de sexo con tu pareja, si me cobrarán esa cantidad poco sexo tendría... quiero una subida de sueldo ya!!

Besos,

Enigmática

El vecino del 4º dijo...

Amaya y Enigmática...jejejjejeee...
siempre tan observadoras, siempre tan atentas...en fin...nos repartiremos entre el aquí y el allá...negociaremos las tarifas...jejejejjeje...

besos-besos

el vecino del 4º

Amaya dijo...

Me cobrarias, vecino?? serias capaz de pedirme dinero para que te regale mis besos y te acaricie con mis versos??..Bueno, tú sabrás,...pero entonces yo también podré pedir extras..Je,je....Anda, vecino, no calientes el patio, que es lo que me faltaba.., no vaya a ser que salga por la pantalla de tu ordenador, corazón en mano, reclamando mi pedido..Jiji..

prometeo dijo...

Buen equilibrio sin final y sin resover el total, nada se destruye solo cambian de bolsillo ¿en los paraisos fiscales?....un abrazo.

El vecino del 4º dijo...

Amaya: no, no lo haría. Colgaré un gratis total...

Prometeo: mucho se suma pero la suma para los que no tienen siempre es cero...


besos-besos

el vecino del 4º

La paciente nº24 dijo...

Así se levanta...un país.Para aplacar una crisis, mejor especular con besos.

El vecino del 4º dijo...

sí desde luego, además besos-besos mejor con lengua que la crisis durará menos...

el vecino del 4º

Amaya dijo...

..con lenguaaa..???asi andamos vecino??..bueno, al menos son gratis..je je.., aunque así: no te puedo pedir extras..qué se le vá a hacer??
Yo, que ya andaba en alas de la fantasía: Pan, Poesia y Sexo de Menú..Inmejorable!!

La gata Roma dijo...

Había una canción de la Cabra Mecánica que venía a decir algo tipo: “y es que el amor es un deporte mu raro, y como vicio, bastante caro” Algo de eso debe ser, pero no sé, lo mismo debías ser Ministro de Economía, con algúno de tus métodos solucionábamos bastantes crisis.
Kisses

P.S. Te dejo en la puerta del frigo un posit para Amaya, que sé que se pasa por aquí: He querido devolverte las visitas, porque me encanta tu blog, pero no puedo comentar; imagino que es la verificación de palabra, porque ya me ha dado problema en algunos blogs, no sé que ocurre que da igual las veces que lo haga, nunca me cuelga el comentario. Kisses para ti

Malvaloca dijo...

Estos vecinos tuyos me han dejado descolocada. Ya dijo el Guerra (torero) que "cá uno es cá uno". Así que allá cada cual con sus caunadas.

Amos anda, que cuando estés en lo mejor te salgan con la tarifa....... vamos, pá matalos. Yo, desde luego, daría directamente una patada en los "willis".

Besitos (nosotros ya tenemos mucho camino recorrido en esto de los besos en otras moradas, jajaja)

Aïcha dijo...

Buenas, encantada de encontrarte ^^
Yo tampoco se muy bien cuanto debe cobrar una prostituta, pero de todas formas la moraleja es bastante divertida e ilustrativa ^^
saludos, seguire pasando por aqui

El vecino del 4º dijo...

Amaya: para tí no hay límites ni condicionantes, ni pegas ni cortapisas...jejejjejeje...a tus piessssss.

Gata: en eso de los ministerios, haber cuando crean un auténtico Ministerio del Pueblo...no?

Malvaloca: bueno eran sus propias tarifas, para uso interno...no???...jejejjejejeje...

Aïcha: gracias por la visita, vuelve cuando quieras, yo tampoco estoy puesto en tarifas y esas cosas...jejejjejee...

el vecino del 4º

posdata: que siempre que contesto tengo que reflexionar y llego a la conclusión...pero??? qué contesto???...en fin siempre entre la duda y la duda...

indya dijo...

Uisssssss¡¡¡ Yo estoy con Malvaloca jajajajajjaa, ay cosas que no tienen precio, no me gustaría que me colgaran una etiqueta de P.V.P ni tener que sacar yo la tarjeta en ese momento. Me gusta más jugar a los médicos,, a los indios, a la gallinita ciega ... jajajajaj ¡ me vas a comparar ¡¡¡¡¡

Besukkissssssssss

El vecino del 4º dijo...

jejjejejeje...indya...sí que ha dado para debate el post...jejejejjeje...bajaré a mis vecinos y les daré copia de vuestras opiniones...fijo que toman nota...

besos-besos gratixtotal

tu vecino del 4º